Mensaje de agradecimiento por la Ordenación Sacerdotal de John Veimar Chávez y Edwin Fabián Muñoz

                                                                            Por: Comisión de medios Seminario Mayor

Con inmensa gratitud hacia el Señor, el Seminario Mayor san José de Zipaquirá ha festejado la reciente ordenación sacerdotal de nuestros hermanos John Veimar Chávez Muñoz y Edwin Fabián Muñoz Rodríguez, ordenación presidida por Mons. Héctor Cubillos Peña, Obispo de la Diócesis de Zipaquirá, acompañado por Mons. Raúl Alfonso Carrillo, Obispo del Vicariato apostólico de Puerto Gaitán; junto con la presencia de numerosos sacerdotes, seminaristas, familiares y fieles en general, congregados en la Catedral diocesana.

Si bien las disposiciones de bioseguridad por la pandemia no permitieron la congregación multitudinaria de fieles, habitual en toda ordenación sacerdotal, ha sido gran consuelo contar con las plegarias de innumerables personas rogando a Dios por el ministerio de nuestros neopresbíteros, y ser, una vez más, testigos de cómo el Espíritu de Dios sigue dando vida a su Iglesia y que el Señor sigue dotando de ministros que le ayuden a santificar a su pueblo.

La vocación, más que una elección nuestra, es respuesta a un llamado gratuito del Señor. Es bueno volver una y otra vez sobre esos pasajes evangélicos donde observamos a Jesús orar, elegir y llamar “para que estén con Él y para enviarlos a predicar” (Mc 3,14). Es todo un signo que en tiempos de incertidumbre, existan personas que apuesten y busquen asumir compromisos que exigen toda la vida. Consagrarse a Dios es uno de los actos más desinteresados, admirables y dignos que cualquier hombre puede realizar, gesto que anima a nuestros hermanos sacerdotes para seguir llevando la Palabra y renovar la fe del Pueblo de Dios.

Como comunidad del seminario les agradecemos por la alegría con la que han entregado sus vidas, mostrando la forma en la que se debe luchar para que el corazón no se vuelva estrecho y amargo, y al contrario, manifestando en la cotidianidad el amor a Dios y a su pueblo. Gracias por el testimonio de perseverancia en la entrega formativa y pastoral que tantas veces, movidos por el ejemplo del Buen Pastor, nos permite continuar el proceso de configuración en Cristo. La Iglesia recibe dos grandes siervos de Dios, y las comunidades a quienes acompañarán los esperarán con alegría para recibir la Eucaristía, que es el tesoro más grande que el Señor les puede dar, y a su vez recibir palabras llenas de esperanza, fe, amor y misericordia.

Damos gracias a Dios por el don generoso y desinteresado que ha derramado en las familias de nuestros nuevos sacerdotes, después de haber entregado a sus hijos para la Iglesia de Dios; agradecemos a los formadores que han sido guía en el proyecto personal de vida después del llamado de Dios; y por tantos benefactores y fieles que han orado incesantemente por la vocación de la comunidad diocesana y han ayudado materialmente a nuestra casa del Seminario.

En este Año de San José, recordamos con especial afecto a nuestro patrono, reconocemos su valiosa intercesión por las vocaciones, y encomendamos a su favor el ministerio sacerdotal de sus hijos John Veimar y Edwin Fabián.


Compartimos el mensaje que Mons. Héctor Cubillo Peña ha enviado a nuestros hermanos sacerdotes como recordatorio de la misión que el Señor les ha encomendado en su ministerio.

Contáctenos


Dirección
Carrera 25 No. 3-02.
Barrio Julio Caro.  
Zipaquirá, Cundinamarca, CO

Celular
3228499838

Teléfono Fijo
(091) 852 2680

Correo Electrónico
semayorzipa@gmail.com